: 9 + 1 =

A la hora de trasladarte a un país cuyo idioma oficial no sea el español, tendrás que traducir toda la documentación que necesites para poder residenciarte, trabajar o estudiar.

Es importante que sepas que dependiendo del país, estas traducciones las debe hacer un traductor jurado, que esté inscrito en el Ministerio de Interior y Justicia del país, o el que haga sus funciones. ¿Qué significa esto? Que no todas las personas pueden hacer traducciones certificadas que tengan validez en el país de destino.

En algunos casos se puede hacer la traducción desde el país de origen, pero la misma debe hacerla un traductor reconocido por la respectiva embajada del país de destino, donde una vez realizada la deberás certificar.

Por estas razones, es muy importante que te informes muy bien de cuál es la normativa del país de destino con respecto a las traducciones para que no vayas a tener inconvenientes.

 

 

 

 

 

 

 

 

Volver